Se Busca: Trabajo de Lombriz

Barb Beck, una de las chispas de nuestra semana de oración, me escribió el otro día acerca de su visión continuada de un cuerpo de gente de oración que oren por el ministerio de la palabra durante nuestros servicios de adoración matutinos. Ella decía,

fondosdepantallaz.com/wallpaper/lombriz-de-tierra/

La oración es trabajo de lombriz. No puedes ver a las lombrices haciendo su trabajo. Pero sin ellas no se podría arar el campo. La tierra sería tan dura como el cemento. Y si no puedes arar, no puedes plantar. Si no puedes plantar, ninguna semilla puede crecer. No habría fruto ni cosecha.

Somos lombrices de oración. En la oración preparamos el terreno para la semilla de la palabra. El Señor dice, ‘No temas, tú lombriz Jacob, vosotros hombres de Israel, yo os ayudaré, dice el Señor; vuestro Redentor es el Santo de Israel.’ No dejemos por tanto nuestro trabajo de lombriz, nuestra oración. ¿Te atreves a ser una lombriz? Ven a orar a la sala adicional por los servicios del Domingo. Ven y pide al Señor que rompa los corazones de piedra de forma que sean tierra preparada para la dispersión de la semilla, la palabra de Dios.

Personalmente, anhelo ser apoyado en oración durante esas dos horas cruciales. Si el gran apóstol Pablo dijo,” Hermanos, orad por nosotros, para que la palabra del Señor se extienda rápidamente y sea triunfante,” ¡imagina cuanta ayuda necesito yo! Pablo dijo que debemos hacer batalla con Satanás utilizando la espada del Espíritu, la palabra de Dios (Efesios 6:17). Pero entonces añadió, “Mantenéos alerta…haciendo súplica por todos los santos, y también por mí, para que me sea dada palabra al abrir mi boca, a fin de dar a conocer sin temor el misterio del evangelio” (6:19).

La Palabra depende de la Oración para tener poder. Hay una batalla tremenda en acción durante la adoración. Satanás odia cuando el pueblo de Dios comienza a concentrarse y a ser ferviente en el culto. Y si Dios pusiese en vuestros corazones el orar de vez en cuando durante uno de los servicios, sería una señal de que intenta realizar una nueva obra de liberación para nuestro pueblo en respuesta a vuestra oración.

No tienes que hacerlo todos los Domingos. Quizás comenzar con un servicio al mes. ¡Cuánta diferencia supondría para todos nosotros! Gracias por orar sobre esto. Necesito tus oraciones.

Haciendo trabajo de lombriz en tu corazón,

El Pastor John

7 de Febrero de 1983 | por John Piper | Tópico: Oración | Traducido por: Manuel Bento Falcón, GT

Anuncios

Publicado el 11 agosto, 2012 en DESIRINGGOD.ORG, Espíritu Santo/ Oración, John Piper y etiquetado en . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: